No nos olvidemos de las madres

Hola a todos!
Yo todavía sigo liado con la cría, ya que perdí un macho y me veo obligado a sacar una tercera nidada.

Para los que acabáis ya, no os olvidéis de las madres que os han servido en la cría. Ellas son la base de nuestro aviario y el componente fundamental de nuestros objetivos. Después del desgaste de la cría sería importante administrar un complejo vitamínico completo durante una semana, por ejemplo, un complejo total, de la marca que queráis (el de tabernil es fácil de encontrar).

También os recomiendo ir retirando las pastas poco a poco para evitar problemas intestinales. Sería un buen complemento usar calcicolina-p también para arreglar un poco los excesos alimenticios.

Mucha fruta y verdura si no queréis usar tantos medicamentos sintéticos.

Saludos

Pasos a seguir tras acabar la cría

Hola a todos.

A punto de acabar para muchos la temporada de cría y acabada ya para muchos, me gustaría guiaros un poco con la etapa que continúa a la cría. La separación para el correcto desarrollo del canto de nuestros pájaros. … sigue leyendo, hay más!

Control de cría

Hola, os quiero enseñar un invento para el control de la cría que he encontrado en la web del compañero Pedro Mazuelas.

Es una ruleta que nos ayudará a llevar el control de la cría sin perdernos. Os dejo el enlace a la página para que la visitéis y entendáis como hacerla.

http://canariosmazuelas.es/bricolaje/control-de-cria-de-canarios/

Errores que se cometen al empezar a criar 4

Uno de los errores más frecuentes cometidos por los que empiezan a criar es pensar que la madre no da de comer a los recién nacidos. Esto provoca que la mayoría se aventure a dar de comer a los pichones ellos mismos, “a palillo“, como tradicionalmente se le ha llamado. Paciencia.

No debemos preocuparnos demasiado pues las primeras horas los pichones todavía contienen un resto del alimento que tenían en el huevo (vitelo). Por esta razón la madre se esforzará fundamentalmente en mantenerlos calientes.

Por esta razón, la ceba en las primeras 48-72 horas suele realizarse con la hembra sentada en el nido por lo que nos resultará muy difícil verla alimentándolos.

No os preocupéis, normalmente, los alimentará sin problema.

Sin embargo al darle nosotros mismos de comer provocamos que los pollos no le pidan a su madre comida, ocasionando que esta acabe abandonando el nido.

Puede ser bueno ayudar a la ceba de los pichones, no cabe duda de ello, pues le ahorramos un gran trabajo a la hembra y por consiguiente un desgaste. Sin embargo debemos dejar que el alimento principal se lo de ella y nosotros complementemos esa alimentación en alguna toma del día.

Por todo ello, a lo más noveles les recomiendo que dejen que la madre haga su labor. Simplemente podemos acercarnos antes de la noche al nidal y ver si los buches tienen alimento, entonces sabremos que no hay problema y esa nidada seguirá adelante.

La paciencia es fundamental en esta afición.